Usos del ácido perclórico a nivel comercial

El ácido perclórico se fabrica y comercializa en forma de una solución acuosa al 70% cercana a la del dihidrato de HClO4, 2H2O. También se comercializa como mezcla con ácido nítrico, sulfúrico o fosfórico.

Dado que la mayor importancia de este compuesto en cualquier industria del mundo se ve reflejada en esta versión, el día de hoy abordaremos todo lo relacionado con los usos del ácido perclórico a nivel comercial.

Toma en cuenta que en https://www.acidoperclorico.com/ puedes obtener mayor información en caso de que esta no te resulte suficiente.

Propiedades del ácido perclórico a nivel comercial

El ácido perclórico a nivel comercial forma un azeotrópico con agua con un contenido de ácido del 73,6%. Sólo puede deshidratarse por la acción de agentes deshidratantes energéticos como:

  • SO3
  • P2O5

Precauciones de uso

El ión de perclorato es un veneno reconocido, para dosis superiores a 40 ppm en el agua. Afecta a la función tiroidea, pero se elimina completamente del cuerpo en unos pocos días.

Las mezclas de disolventes como los alcoholes y el ácido perclórico o los percloratos no deben calentarse ni evaporarse ya que forman sales explosivas con un simple choque.

Los sistemas de ventilación que tienen que ocuparse de los humos de ácido perclórico deben estar separados de los que se ocupan de los vapores orgánicos para evitar el riesgo de formar compuestos inestables y explosivos. Sin embargo, también pueden tratar los vapores de otros ácidos minerales.

El personal que trabaja con ácido perclórico debe llevar equipo de protección contra el ácido (ropa, guantes y protector facial) y deben tener una fuente de agua (ducha, estación de lavado de ojos) cerca.

En caso de aplicación, el ácido debe ser diluido inmediatamente con agua antes de ser neutralizado con cal, sosa o carbonato sódico. Aunque se puede utilizar para disolver muchos materiales como aceros y minerales sin problemas. De hecho, asociado con otros ácidos oxidantes como el ácido nítrico, sulfúrico y fosfórico, permite la destrucción de materiales orgánicos por oxidación.

Puede ser particularmente peligroso cuando está en contacto con materiales como la madera, el papel o el algodón, así como con materiales generalmente considerados poco combustibles, a temperaturas >150°C. Puede hacer que se enciendan.

Materiales de construcción

El ácido perclórico a una concentración >60% y una temperatura >150°C ataca muchos materiales, incluso el Platino o el Tántalo.

El vidrio, el PTFE y algunas cerámicas pueden utilizarse para la construcción de bombas, válvulas, etc. Además los equipos térmicos pueden usar acero vitrificado.

Por último, las grasas o los fluidos de transferencia de calor deben ser del tipo perfluorado.